Categorías
Noticias

EcoQoS, la herramienta de Windows 10 que conseguirá que la batería del portátil dure más

La batería de las computadoras portátiles fueron mejorando en los últimos años gracias al uso de procesadores y tarjetas gráficas con más potencia y más eficiencia energética. Algunos dispositivos llegan a superar las 20 horas de duración, pero con los portátiles gaming con suerte pueden llegar a las 4 o 5 horas de duración. Por ese motivo y buscando resolver esa limitación, Microsoft está preparando una nueva y espectacular novedad llamada EcoQoS para que la batería del portátil dure más.

EcoQoS: conseguirá que la batería portátil dure más

EcoQoS es un nuevo nivel de Quality of Service (QoS) que los desarrolladores pueden incluir en sus apps para ofrecer una mejor eficiencia energética y duración de batería, reduciendo a su vez el ruido de los ventiladores, eliminando el thermal throttling y aumentando la vida útil de la batería. Esta herramienta es un paso más en el objetivo de Microsoft de ser neutrales en emisiones de carbono a partir del año 2030.

EcoQoS: hasta un 90% menos consumo del procesador

Añadir esta función en Windows 10 es muy importante, ya que actualmente hay más de 1.000 millones de dispositivos que utilizan el sistema de Microsoft, incluidos tanto ordenadores de sobremesa como portátiles que se verían beneficiados de la función, consumiendo menos electricidad en ambos, y menos batería en los segundos.

EcoQoS: conseguirá que la batería portátil dure más
EcoQoS: conseguirá que la batería portátil dure más

Microsoft detalla en su comunicado que, cuando un chip alcanza sus frecuencias más altas, el consumo aumenta de manera exponencial. Así, un chip a 3 GHz puede hacer que la batería dure 5 horas, pero a 3,5 GHz puede caer a sólo 2 horas. Por eso, la nueva función de Microsoft configura dinámicamente el procesador para ofrecer un mejor equilibrio entre rendimiento y eficiencia energética sin que el consumo se dispare.

La función está disponible para los usuarios del programa Insider que tengan instalada la Build 21359 o posterior. Los desarrolladores pueden marcar sus procesos mediante la API como compatibles con EcoQoS, y ya Windows le aplicará la eficiencia energética adecuada. La funcionalidad es ideal para procesos en segundo plano como actualizaciones de programas, motores de sincronización, funciones de indexado, etc. Ese tipo de procesos que de repente disparan el consumo de CPU mientras no estamos haciendo casi nada y que tanto se nota en los portátiles.

Según afirma la compañía, la reducción de consumo energético puede ser de hasta un 90%. Además, para realizar una misma tarea, el consumo de CPU puede ser de menos de la mitad.

Primeros procesadores compatibles con EcoQos

EcoQoS no estará disponible para todos los ordenadores con Windows, ya que sólo es compatible con los procesadores Intel Core de 10ª y 11ª generación para portátiles, los AMD Ryzen 5000 para portátiles, y los portátiles ARM con procesadores de Qualcomm. No obstante, afirman que también añadirán procesadores de sobremesa y otros de portátiles en los próximos meses.

Junto con esta función, Microsoft anunció hace unos días el Modo Eco para el Administrador de tareas, donde los usuarios pueden elegir que se limite el rendimiento de una app concreta haciéndole click derecho en el proceso y dándole a «Eco Mode». Gracias a ello, el consumo de esa app concreta se reduce. La llegada de ambas funciones es de esperar que ocurra a finales de año con 21H2.

El futuro con EcoQos

El éxito de EcoQoS dependerá de cómo los desarrolladores puedan modificar el código de sus aplicaciones para que el sistema pueda detectar qué procesos son prioritarios y cuáles no necesitan tanto rendimiento. Tareas como la sincronización en segundo plano, las actualizaciones, los servicios de indexación para acelerar búsquedas y las funciones en segundo plano deberían ser las grandes beneficiadas de esta nueva característica.

Microsoft, por su parte, asegura que los desarrolladores podrían reducir el consumo de una CPU hasta en un 90% llamando a estas API en el momento adecuado. Para la compañía, esta iniciativa forma parte de su esfuerzo por ser una empresa «carbono negativo» en 2030.

«No todas las tareas requieren el máximo rendimiento. Velocidades de reloj más alta implican más rendimiento, pero también un consumo de energía exponencialmente mayor. Esto puede derivar en menos autonomía, temperaturas más altas y más ruido en el ventilador. Ahora, Windows podrá configurar dinámicamente el funcionamiento del microprocesador y perseguir el equilibrio entre rendimiento y eficiencia energética» explicó Raymond Li, responsable del proyecto en el blog para desarrolladores.

Cómo comprobar el estado de la batería en Windows 10

La batería de tu portátil, o de cualquier otro dispositivo en general, afecta mucho a la experiencia de uso según sea su estado. No sólo por el número de horas que te va a permitir usarlo en movilidad, también por el rendimiento que llegará a darte cuando lo uses desconectado de la corriente eléctrica.

En los ordenadores actuales, componentes (procesador y batería) y sistema operativo están en continua comunicación. Gracias a esto, cuando el porcentaje de batería restante baja a un cierto valor, el equipo sabe cuando activar el modo de ahorro de energía y cambiar su manera de funcionar. Una solución que a priori es práctica cuando nos queda poca batería, pero que cuando tenemos una batería deteriorada podría afectar a la experiencia de uso.

Cuando la batería está en mal estado, las horas de uso útil se reducen y eso activa con mayor velocidad el modo de ahorro energético y, por tanto, el rendimiento del equipo a menos que forcemos vía software el obviar ese comportamiento. Por eso, comprobar el estado de la batería es importante si quieres tener la mejor experiencia en todo momento.

Comprobar el estado de la batería en Windows 10 es muy sencillo y existen diversos métodos. El primero es hacer uso de la consola de comandos. Para ello pulsa la combinación: tecla Windows + R.

EcoQoS: conseguirá que la batería portátil dure más
EcoQoS: conseguirá que la batería portátil dure más

En la ventana que aparecerá escribe el siguiente comando:

powercfg /batteryreport

Si no funcionase, asegúrate de haber iniciado con permisos de administrador. Una vez ejecutado el comando ve a la carpeta C:Windows/System32/battery-report.html. Allí encontrarás un documento HTML donde se mostrarán los valores con la capacidad original, la actual y los ciclos de carga.

La segunda opción es hacer uso de la aplicación BatteryInfoView, una utilidad que de forma más gráfica da información completa del la capacidad original, actual, número de ciclos, etc.